header image

La educación diferenciada: un derecho humano

Nuria Chinchilla

2014-04-07
El debate en España está teñido de estereotipos y prejuicios del pasado que nublan una valoración objetiva de la cuestión

La educación diferenciada: un derecho humano

Nuria Chinchilla

Nuria Chinchilla

Tras el emotivo funeral de Nelson Mandela, ejemplo de lucha por la paz y los derechos humanos, participé en el acto de Conmemoración del 65º Aniversario de la Declaración Universal de Derechos Humanos en el Auditorio del Palau de la Generalitat, organizado por la Asociación de Naciones Unidas en España  y presidido por la Consellera de la Generalitat de Benestar Social y Familia, Neus Munté. Me pidieron leer el artículo relativo a la familia (art.16), junto a otras personalidades. Este artículo reconoce a la Familia como elemento natural y fundamental de la sociedad, y su derecho a ser protegida por la sociedad y por el Estado.

David Roosevelt, nieto de Eleanor Roosevelt, explicó el trabajo de su abuela en la redacción de la Declaración, tras la muerte de su marido en 1945. Eleanor Roosevelt empezó a trabajar en política por los derechos de las mujeres y de los niños “para dar a aquellos menos afortunados la dignidad que ellos merecen”. Entre otras cosas, ella insistía en que los DDHH son demasiado incómodos para muchos. Y se preguntaba “pero ¿donde se ven los DDHH?” Y respondía que junto a nuestras casas, en el vecindario, en la empresa, el colegio, en la familia… Y que si no tienen significado ahí, no tienen significado en ningún sitio.

Los 30 artículos de la Declaración de DDHH son la base sobre la cual se asienta el desarrollo posterior de los derechos humanos. Esta declaración de gran peso moral, nunca ha sido contradicha y ha dado lugar a textos que son de obligado cumplimiento para los Estados en las respectivas materias. Me gustó constatar que el art. 26  en su tercer apartado recuerda el derecho de los padres a escoger el tipo de educación que proporcionar a sus hijos: “Los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos.”

Posteriormente, los textos internacionales e interpretaciones de los comités han especificado el derecho a la educación diferenciada, es decir,  idéntica educación, pero en clases separadas los niños y las niñas.

Muchos líderes, desde Hillary Clinton al príncipe de Gales, pasando por muchos de nuestros políticos actuales, han sido formados en escuelas de  educación diferenciada. El debate en España está teñido de estereotipos y prejuicios del pasado que nublan una valoración objetiva de la cuestión.

La recién aprobada LOMCE, Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa en España protege de nuevo este derecho que fue desprotegido en la anterior legislatura y que ha dado lugar a gran debate. (Aquí tenéis dos artículos interesantes antes de la aprobación de la ley y después de la aprobación).

Pero ¿cuán eficiente es la educación diferenciada? ¿Es un modelo pedagógico obsoleto o está ganando fuerza? Siete de las 10 mejores escuelas públicas en Reino Unido son diferenciadas. Entre los muchos  datos que me envía EASSE (European Association of Single Sex Education) como miembro de su comité de honor, os invito a ver este vídeo en el que Leonard Sax, experto en educación diferenciada pública americana, explica algunas de sus ventajas. En estePPT de José Antonio Alcázar, se explicitan algunos datos e investigaciones internacionales sobre el mismo tema. 


----

Biografía:

Nuria Chinchilla es doctora en Ciencias Económicas y Empresariales por la Universidad de Navarra, Licenciada en Derecho por la Universidad de Barcelona, Master en Economía y Dirección de Empresas y Doctora por el IESE Business School. Comenzó su trayectoria en el IESE en 1984. Es asesora de diversas empresas y consejera de varias sociedades. Es miembro del Top Ten Management Español y de diversas asociaciones profesionales y académicas entre las que destacamos: miembro del Jurado de los Premios Fundació Bufí y Planas y del Barcelona Empresa Innovadora, de la Revista Capital, del patronato de la Fundación Alares, del Jurado de los Premios de la Fundación Privada Mª Teresa Rodó, del VIP Advisory Board de EPWN, del VIP Advisory Board del Women International Networking (WIN), del International Women’s Forum, de Womenalia y de EWMD (European Network for Women in Management Development), miembro de CEDE (Asociación Española de Directivos), de APDO (Asociación de Profesionales en Desarrollo Organizativo), de AEDIPE (Asociación Española de Directores de Personal), miembro del Consejo de Ilustres de FUNDE y es Mentora Académica del Women in Business Club del IESE.

Forma parte también de los siguientes comités y consejos: ONU,  Consejo de Expertos de la Generalitat de Catalunya (2004), Comité Científico de Business Digest, Comité de Honor de European Association single-sex education (EASSE), Comité de Honor de Manager Business Forum, España, Consejo de Redacción de la Publicación Nueva Empresa, Consejo Económico y Social de la Universidad Internacional de Cataluña (UIC), Consejo de Administración de las EFAS catalanas, miembro del Consejo Asesor de la Fundación + Familia, del Consejo Asesor de la Revista de Estudios Políticos y Sociales “Dialegs”, del Consejo Asesor de la Agencia para la Calidad del Sistema Universitario de Castilla y León (ACSUCYL), del Consejo Editorialde la Revista Executive Excellence (5 Días), Miembro del Patronato de Honor de “The Family Watch”, Miembro del Consejo Asesor de fem.talent, Miembro del Patronato de la Fundación Independiente y de la Comisión Nacional para racionalización de los horarios Españoles, miembro fundador de ARHOE (Asociación para la Racionalización de los Horarios Españoles), así como del Observatorio de la Empresa Flexible.

La Doctora Chinchilla asesora a Gobiernos regionales y estatales de todo el mundo. Entre otras, ha desarrollado las “Guías de Buenas Prácticas de la Empresa Flexible” (Comunidad de Madrid 2004‐2007 y 2009) y la “Guía de Igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres en la Empresa” (2005 y 2007).

Impulsora de un neofeminismo sobre la aportación específica al mundo de la empresa y el trabajo y de los estilos femeninos de dirección. Pionera en impulsar el networking entre mujeres, a través de eventos puntuales o mensuales como el MDir en Madrid, del Women’s lobby en Barcelona y del Global Women’s Forum en Nueva York. Participa en numerosos congresos y conferencias tanto internacionales de Naciones Unidas sobre las mujeres en Pekin, como nacionales.

Referente mundial en temas de mujer y conciliación. Directora académica de programas del IESE enfocado a mujeres: Mujeres en Consejos de Administración, Mujer y liderazgo, Alumnae Breakfast: Women in Power y Foro de mujeres consejeras y consejables. Sus áreas de especialización también son el liderazgo, gestión del tiempo,  la conciliación trabajo y familia, el coaching, los conflictos interpersonales, el desarrollo y cambio organizacional, los comités directivos y las empresas familiarmente responsables.

Candidata de España para el CEDAW, ONU 2012. En 2011 y 2012 ha sido elegida como una de las “Top 100 Mujeres Líderes” en el ranking realizado por “Mujeres y Cía”, en el campo profesional pensadoras y expertas. En 2001 recibe el premio FEDEPE a la Mujer Directiva del año, en el 2007 el “Most Valuable Speaker” concedido por Interban Network y en 2008 el Premio MujerDirectiva de la revista Estrategia Directiva en la categoría Conciliación Empresa‐Familia. También ha sido premiada por ALMUR y por la Asociación Empresa Mujer con el premio ASEM de Oro por su continua aportación a la Conciliación Empresa‐Familia, así como por la Fundación Alares por su “excepcional trayectoria profesional, investigadora y educativa”.

En 2008 el Prof. Jeffery Pfeffer de la Universidad de Stanford escribió un caso sobre ella titulado “Nuria Chinchilla: el poder para cambiar el mundo de la empresa“.

Su biografía aparece recogida en la edición “Personajes de Cataluña 2010”.

Blog personal

Contact:
Pilar Lasheras
+ 34 93 253 6440
plasheras@iese.edu 

Leer más >>>
Fuente: IESE
El debate en España está teñido de estereotipos y prejuicios del pasado que nublan una valoración objetiva de la cuestión

TWITTER